¿Cuánto cuesta viajar a Rusia?

 

Cuando decidimos ir a Rusia, lo hicimos pensando que sería un destino caro. Habíamos leído que Moscú era una ciudad cara y el hecho de que, de entrada, tuviéramos que pagar 116 euros por dos visados no parecía muy prometedor. Además, al querer ir en junio para ver las noches blancas de San Petersburgo, los que nos supuso tener que comprar un vuelo bastante caro, las mejores ofertas suelen aparecer para viajar en invierno.

Sin embargo, Rusia nos sorprendió para bien. Lo primero fue el alojamiento, encontramos sin problemas un hostal cerca de la Plaza Roja, muy bien ubicado para nuestro gusto, y a un precio muy ajustado. En San Petersburgo nos quedamos en un piso, compartíamos baño pero realmente ni se notaba porque tuvimos la suerte de estar solos esas noches. En total, la media fue de 33 euros por habitación y noche, de lo más correcto. Las otras dos noches las pasamos en el tren, cogimos un tren normal en lugar del famoso Flecha Roja y una cabina compartida con otros dos pasajeros, a la ida tuvimos suerte y nos tocó ir solos, a la vuelta ya no pudo ser. 

Recordad que en este post, os contamos cómo podíais ganar dinero reservando vuestro alojamiento con AirBnB o Booking, o vuestros vuelos a través de Shoppiday  😉

El metro en Rusia es muy económico, en total en desplazamientos nos gastamos 15 euros por persona, sumando un trayecto desde el aeropuerto en taxi. 

Las entradas, como siempre, suponen lo que quieras pagar y, sobre todo, lo que quieras ver. A mi juicio los precios no son desorbitados, pero tampoco es barato en extremo, como suele suceder con todo lo que se destina al turismo, en cualquier lugar de mundo.

Y la gran sorpresa del viaje, la comida. Comimos muy bien y muy barato, en Rusia hay cadenas de “comida rápida” local que son una maravilla, platos ricos y variados tirados de precio. En total salimos a 80 euros por cabeza, unos 12 euros por persona y día con desayuno, comida y cena, nada mal. Como todo, esta es otra partida en la que te puedes gastar lo que quieras. Hay restaurantes mucho más caros e, imagino, mejores. 

En total, contando con los vuelos, salimos a unos 72 euros por persona y día. Sin contar con ellos a 50 euros.

Y, como siempre, a este presupuesto hay que sumarle el importe del seguro de viaje. No lo añadimos a la suma total porque lo consideramos un básico, como la mochila o la ropa, pero sí que os dejamos una tabla comparativa con distintos seguros por si necesitáis uno y no lo tenéis muy claro 😉